Exportar (0) Imprimir
Expandir todo

Realizar el seguimiento del flujo de la aplicación de Azure

Actualizado: agosto de 2014

El seguimiento es una manera de supervisar la ejecución de la aplicación mientras se está ejecutando. Puede utilizar las clases System.Diagnostics.Trace, System.Diagnostics.Debug y System.Diagnostics.TraceSource para registrar información sobre los errores y la ejecución de la aplicación en registros, archivos de texto u otros dispositivos para su análisis posterior. Para obtener más información sobre el seguimiento, vea Seguimiento e instrumentación de aplicaciones.

Para implementar el seguimiento en la aplicación de Windows Azure, es necesario agregar la clase DiagnosticMonitorTraceListener a la configuración de la aplicación y agregar llamadas a System.Diagnostics.Trace o a System.Diagnostics.Debug al código de la aplicación. El archivo de configuración utilizado es el archivo app.config (para los roles de trabajo) o el archivo web.config (para los roles web). Cuando se crea un nuevo servicio hospedado en Visual Studio utilizando la plantilla proporcionada, Diagnósticos de Windows Azure se agrega al proyecto y la clase DiagnosticMonitorTraceListener se agrega al archivo de configuración adecuado para los roles que se agreguen.

Debe tener especial cuidado al configurar las instrucciones de seguimiento para su uso en tiempo de ejecución. Debe tener en cuenta la información de seguimiento que se necesitará en una aplicación implementada, de modo que estén cubiertos correctamente todos los posibles escenarios de seguimiento. Sin embargo, y dado que las aplicaciones que utilizan el seguimiento varían enormemente, no existen directrices generales para una implementación estratégica del seguimiento. Para obtener más información sobre el modo de colocar instrucciones de seguimiento, vea Agregar instrucciones de seguimiento al código de la aplicación.

La colocación de modificadores de seguimiento en el código le permitirá controlar si se produce el seguimiento y la magnitud del mismo. Esto le permite supervisar el estado de la aplicación en un entorno de producción. Esto es especialmente importante en una aplicación empresarial que utilice varios componentes que se ejecutan en varios equipos. Para obtener más información, vea Configurar modificadores de seguimiento.

Vea también

Mostrar:
© 2014 Microsoft